Una guía práctica de indicadores DMI

2024-04-26
Resumen:

Los indicadores DMI incluyen +DI, -DI y ADX; los comerciantes los utilizan para evaluar las tendencias del mercado, crear estrategias efectivas y aumentar las tasas de éxito.

En las operaciones en los mercados financieros, los inversores a menudo se enfrentan a la pregunta de si deberían seguir manteniendo un activo. Para ayudar a determinar la tendencia y dirección de un activo, se utilizan muchos indicadores en el análisis técnico. Entre ellos, el indicador DMI es reconocido como uno de los indicadores técnicos más eficaces y prácticos, razón por la cual ha logrado sobrevivir en el mercado durante tanto tiempo. Ahora echemos un vistazo a una guía práctica para el indicador DMI.

DMI Indicators ¿Cuál es el significado del indicador DMI?

DMI (Índice de movimiento direccional) es una especie de indicador de análisis técnico, también llamado indicadores de movimiento o indicadores de tendencia. El indicador se determina analizando el precio de las acciones en el proceso de subida y bajada del punto de cambio del equilibrio de poder del comprador y del vendedor, así como los cambios en el poder de ambos lados del corto y largo plazo para determinar la tendencia del mercado del nivel técnico. indicadores. Se ve afectado por las fluctuaciones de precios y proporciona una base para juzgar las tendencias a través de un proceso cíclico que va del equilibrio al desequilibrio.


Es un método de análisis técnico creado por J. Welles Wilder Jr., ingeniero mecánico y analista técnico estadounidense, y su principio básico es analizar los cambios en el equilibrio de las fuerzas largas y cortas en el proceso de subida y bajada de el precio de las acciones para juzgar la tendencia del mercado. El indicador puede predecir la finalización del máximo y el mínimo del mercado para ayudar a determinar la tendencia oscilante.


El indicador DMI se compone de cuatro líneas: el índice direccional promedio principal (ADX), así como el indicador direccional positivo (+DI) y el indicador direccional negativo (-DI). Además, existe la calificación del índice de movimiento direccional promedio (ADXR). Juntas, estas cuatro líneas brindan a los operadores una visión integral de las tendencias del mercado y pueden ayudar a determinar las fuerzas largas y cortas en el mercado, la fuerza de la tendencia y la sostenibilidad de la tendencia.


De estos, el índice direccional promedio (ADX) no indica la dirección de la tendencia, sino que simplemente mide la fuerza de la tendencia, lo que ayuda a los operadores a determinar si el entorno actual del mercado es un mercado en tendencia o un mercado en consolidación. Los inversores pueden determinar la dirección de una tendencia analizando el indicador de dirección positiva (+DI) y el indicador de dirección negativa (-DI) y utilizando el ADX para confirmar la fuerza de la tendencia.


Cuando el valor del ADX es alto, suele indicar que hay una tendencia clara en el mercado. Ya sea una tendencia alcista o bajista, cuanto mayor sea el valor del ADX, más fuerte será la tendencia. Normalmente, un valor de ADX superior a 25 indica una tendencia clara en el mercado, y un valor de ADX superior a 50 indica una tendencia muy fuerte. Cuando el valor del ADX es bajo, la tendencia del mercado es débil y puede estar en un estado de oscilación o consolidación. En general, un valor de ADX inferior a 20 puede indicar que el mercado no se encuentra en un estado de tendencia clara.


El indicador positivo (+DI) mide la fuerza de una tendencia positiva del mercado. Cuando el valor del indicador positivo (+DI) es alto, indica que la fuerza de la tendencia positiva del mercado es fuerte y que el precio de las acciones puede estar subiendo. Los operadores pueden utilizar los cambios en el valor +DI como una señal potencial de una tendencia alcista en el mercado. El indicador negativo (-DI) mide la fuerza de una tendencia negativa del mercado. Cuando el valor DI negativo (-DI) es alto, indica que la fuerza de la tendencia negativa del mercado es fuerte y que el precio de las acciones puede estar cayendo. Los operadores pueden utilizar un cambio en el valor -DI como una señal potencial de una tendencia bajista en el mercado.


Y al comparar las posiciones relativas del indicador positivo (+DI) y el indicador negativo (-DI), los operadores pueden determinar si el mercado está en una tendencia alcista o bajista. Cuando el valor del indicador positivo (+DI) es mayor que el valor del indicador negativo (-DI), generalmente indica que el mercado está en una tendencia alcista. Esto puede ser una señal de compra y los operadores pueden considerar ingresar al mercado para comprar, ya que el mercado puede estar subiendo.


Cuando el valor del indicador positivo (+DI) es menor que el valor del indicador negativo (-DI), generalmente indica que el mercado está en una tendencia bajista. Esto puede ser una señal de venta y los operadores pueden considerar vender ya que el mercado puede estar cayendo. En este caso, los operadores pueden optar por reducir o cerrar sus posiciones para evitar pérdidas si los precios continúan cayendo. Al mismo tiempo, los operadores también pueden optar por utilizar esta información para operar en corto, es decir, obtener ganancias vendiendo en corto productos financieros como acciones o futuros cuando el mercado está cayendo.


Cuando +DI y -DI se cruzan, esto suele indicar un cambio de tendencia. Cuando el +DI cruza el -DI desde abajo, puede indicar un cambio en la tendencia del mercado de abajo hacia arriba. Cuando el +DI cruza hacia abajo el -DI desde arriba, puede indicar un cambio en la tendencia del mercado de arriba a abajo.


Cuando se combinan los tres, se puede determinar mejor la dirección y la fuerza de la tendencia. Por ejemplo, cuando el valor +DI es mayor que el valor -DI y el valor ADX es mayor, indica que el mercado está en una tendencia alcista y la tendencia es fuerte. Los operadores pueden considerar comprar a la baja o mantener una posición larga.


Cuando el -DI es mayor que el +DI y el ADX es alto, el mercado está en una tendencia bajista y la tendencia es fuerte. Los operadores pueden considerar vender en el lado alto o tomar una posición corta. Mientras que, cuando el valor de ADX es más bajo, la tendencia del mercado es más débil y puede estar en una fase de oscilador lateral. En este caso, los operadores pueden considerar mantenerse al margen o utilizar otras estrategias, como una estrategia de negociación de rango.


Como indicador de análisis técnico a mediano y largo plazo utilizado para evaluar la dirección y la fuerza de las tendencias del mercado, el indicador DMI funciona bien en mercados con tendencias claras, identificando con precisión la dirección de la tendencia y ayudando a los operadores a operar con la tendencia. En tendencias de mediano a largo plazo, DMI puede proporcionar una alta precisión operativa y es adecuado para operaciones a largo plazo.


Sin embargo, para los principiantes, el cálculo del DMI implica múltiples indicadores y fórmulas, lo cual es más complicado. Además, cuando no hay una tendencia obvia en el mercado, la señal del indicador DMI puede no ser clara y es difícil juzgar con precisión la dirección del mercado. Al mismo tiempo, el indicador DMI es más volátil, especialmente en el mercado de consolidación, lo que puede producir señales inestables.


Sin embargo, al utilizar adecuadamente el indicador DMI, los operadores pueden determinar mejor la dirección y la fuerza de las tendencias del mercado y así desarrollar estrategias comerciales más efectivas. Para mejorar la precisión del análisis, los operadores pueden combinar otros indicadores técnicos (como KDI, RSI, etc.) para complementar el DMI. A través de esta combinación, los comerciantes pueden obtener un análisis de mercado más completo y ser más capaces de lidiar con diferentes condiciones del mercado.

DMI Indicator Calculation Formula Fórmula de cálculo del indicador DMI

La fórmula para calcular el indicador de movimiento direccional (DMI) se divide en varios pasos, incluido el cálculo del movimiento direccional (DM), el rango real (TR), el indicador direccional (DI), el indicador de convergencia (DX) y el indicador de convergencia promedio ( ADX). Aunque el cálculo del indicador DMI es complicado, si descubre los pasos exactos, podrá derivar los parámetros específicos paso a paso.


El primer paso es calcular el movimiento direccional (DM), que consta del movimiento direccional positivo (+DM) y el movimiento direccional negativo (-DM). Al calcular el movimiento direccional positivo (+DM) y el movimiento direccional negativo (-DM), los operadores pueden comprender el impulso ascendente y descendente del mercado y así analizar más a fondo la tendencia del mercado.


DM positivo (+DM) se calcula restando el precio máximo de ayer del precio máximo de hoy y, si es mayor que el precio mínimo de ayer, menos el precio mínimo de hoy. Entonces es positivo, es decir, DM positivo es igual al máximo de hoy menos el máximo de ayer; en caso contrario, DM positivo es igual a 0.


El DM negativo (-DM) se calcula restando el precio mínimo de hoy del precio mínimo de ayer si el valor resultante es mayor que el precio máximo de hoy menos el precio máximo de ayer. Si el valor resultante es mayor que el precio máximo de hoy menos el precio máximo de ayer, entonces el DM negativo es igual al precio mínimo de ayer menos el precio mínimo de hoy; en caso contrario, el DM negativo es igual a 0.


Luego se calcula el rango verdadero (TR), que es el máximo del máximo de hoy menos el mínimo, el máximo de hoy menos el cierre de ayer y el mínimo de hoy menos el cierre de ayer. Se utiliza para medir la volatilidad del mercado a lo largo de un día y proporciona la base para cálculos adicionales de indicadores direccionales y de tendencia.


Luego se calcula el indicador de dirección (DI), incluyendo el indicador de dirección positivo (+DI) y el indicador de dirección negativo (-DI). Los resultados de los cálculos de DI positivo y DI negativo se pueden utilizar para determinar la dirección y la fuerza de una tendencia del mercado. Al comparar las posiciones relativas de estos dos indicadores, se puede determinar si el mercado está en una tendencia alcista o bajista.


El DI positivo (+DI) se calcula dividiendo el promedio móvil modificado de 14 días del DM positivo por el promedio móvil modificado de 14 días de la volatilidad verdadera y multiplicando por 100%. La fórmula es: +DI = (+DM ÷ TR) x 100%.


El indicador negativo (-DI) se calcula dividiendo el promedio móvil modificado de 14 días del DM negativo por el promedio móvil modificado de 14 días de la volatilidad verdadera y multiplicando por 100%. La fórmula específica es: -DI = (-DM ÷ TR) x 100%.


El indicador de convergencia (DX) es una medida de la fuerza de una tendencia del mercado, que se calcula calculando primero el valor absoluto de la diferencia entre el indicador positivo (+DI) y el indicador negativo (-DI). El valor absoluto de la diferencia es igual a +DI menos -DI. Luego, se calcula la suma de los indicadores positivos y negativos. La suma es igual a +DI más -DI.


A continuación, el valor absoluto de la diferencia se divide por la suma y se multiplica por 100% para llegar al indicador de dirección (DX). Fórmula: DX = (+DI menos -DI) ÷ (+DI más -DI) x 100%. El Indicador de Convergencia Promedio (ADX) se calcula sobre la base del promedio móvil formal modificado de 14 días del Indicador de Convergencia (DX) y se utiliza para medir la fuerza de la tendencia del mercado.


El indicador de calificación de convergencia promedio (ADXR) es el promedio del indicador de convergencia promedio (ADX) actual y el promedio del ADX de hace 14 días. Estos dos valores se suman y luego se dividen por 2 para obtener la calificación de convergencia promedio (ADXR). Este indicador está diseñado para evaluar la estabilidad y fuerza de la tendencia del mercado y es una referencia secundaria al indicador ADX.


Estas fórmulas son la base del indicador DMI y, al analizar los cambios en estos valores, los operadores pueden determinar mejor la dirección y la fuerza de la tendencia del mercado. Por supuesto, para utilizar mejor el DMI, se necesitan ciertas habilidades.

DMI Indicator Downtrend Aplicación del indicador DMI en detalle

El indicador de movimiento direccional (DMI) es un indicador común utilizado en el análisis técnico para ayudar a los operadores a comprender la dirección futura del mercado. Por ejemplo, el DI positivo (indicador positivo) y el DI negativo (indicador negativo) son los componentes clave del indicador de movimiento direccional (DMI) y, a través de la altura de sus valores, se puede ver la tendencia alcista o bajista del precio de mercado. El gráfico anterior muestra una tendencia bajista. A través de sus intersecciones, los comerciantes pueden determinar el momento de entrada y salida del mercado y desarrollar estrategias de compra y venta.


Cuando el DI positivo (indicador positivo) sube y cruza el DI negativo (indicador negativo), esto generalmente se considera una señal de compra. Significa que el mercado puede estar iniciando una tendencia alcista y los operadores pueden considerar ingresar al mercado para tomar posiciones largas. En este caso, los operadores pueden aprovechar el cambio en la tendencia del mercado y ajustar su estrategia comercial en consecuencia para beneficiarse del mercado en alza.


En el caso de que el DI (indicador negativo) negativo suba y cruce el DI (indicador positivo) positivo, esta situación suele indicar que la tendencia se ha vuelto bajista. Significa que el mercado está entrando en una tendencia bajista y los inversores pueden esperar que los precios caigan aún más y, por lo tanto, ajustar su estrategia de inversión, por ejemplo, reduciendo las posiciones largas o considerando operaciones de venta en corto para evitar riesgos potenciales.


Para aumentar la precisión, los operadores pueden analizarlo junto con los valores del indicador de convergencia promedio (ADX). Cuando el indicador positivo (DI positivo) cruza el indicador negativo (DI negativo), el valor de ADX también aumenta y supera 25. Esto puede ser una confirmación más sólida de que se está formando una tendencia en el mercado. En este caso, los operadores pueden tener más confianza para determinar la dirección de la tendencia del mercado y formular una estrategia de entrada basada en la intersección de las DI positivas y negativas.


Al mismo tiempo, todavía es necesario prestar atención a la gestión de riesgos para garantizar la solidez del comercio. Por ejemplo, al ejecutar una estrategia de ruptura de DI positivo y DI negativo, los operadores deben establecer niveles razonables de límite de pérdidas para garantizar que las pérdidas se minimicen de manera oportuna en caso de un cambio de tendencia. Esta es una parte crucial de la gestión de riesgos que protege el capital del comerciante.


También cabe señalar que en un mercado de osciladores, las DI positivas y negativas pueden cruzarse con frecuencia, cuando la validez del punto de cruce puede ser menor. Por lo tanto, los operadores deben prestar mucha atención a los valores de ADX y al entorno del mercado en combinación con otros indicadores técnicos como SMA y Bandas de Bollinger para filtrar y confirmar la validez de las señales.


Emparejar el DI positivo (DI) con el indicador de convergencia promedio (ADX) permite una captura de tendencias más precisa. Cuando el DI positivo rompe el DI negativo, si el valor de ADX está por encima de 25 y continúa aumentando, significa que la tendencia del mercado es fuerte y creciente, y los operadores pueden considerar entrar al mercado para ir en largo; por el contrario, cuando el DI positivo rompe el DI negativo, si el valor de ADX también está por encima de 25 y continúa aumentando, significa que la tendencia del mercado es fuerte y decreciente, y los operadores pueden considerar entrar al mercado para ir en corto.


ADX también se puede utilizar para determinar la fuerza de la tendencia unilateral. Por ejemplo, su valor oscila entre 0 y 100. Esto puede ayudar a determinar la fuerza de una tendencia del mercado. Cuando el valor de ADX es alto, significa que la tendencia del mercado es fuerte y los operadores pueden considerar seguir la tendencia. Si el valor del ADX es bajo, significa que el mercado puede estar oscilando y los operadores deben tener cuidado con posibles cambios de tendencia.


Cuando tiene un valor entre 0 y 25. significa que el mercado no tiene una tendencia unilateral clara y puede estar en un oscilador. En este caso, el mercado carece de una dirección clara y los operadores deben tener cuidado ya que la tendencia del mercado puede ser más inestable y volátil.

DMI Indicator Buy Timing Si su valor está entre 25 y 50, significa que el mercado ha formado una tendencia unilateral y la fuerza de la tendencia es más fuerte. Esto significa que el mercado se está moviendo en una determinada dirección y esa tendencia es más pronunciada. Los operadores pueden considerar operar con la tendencia, como comprar operaciones en una tendencia alcista o vender operaciones en una tendencia bajista.


Al mismo tiempo, los operadores pueden utilizar la intersección del indicador positivo (DI+) y el indicador negativo (DI-) para determinar el momento exacto de la entrada al mercado. Cuando DI+ cruza DI-, indica que el mercado tiene una tendencia alcista y se puede considerar ir en largo; cuando DI- cruza DI+, indica que el mercado tiene una tendencia a la baja y se puede considerar ir en corto. En esta etapa, los operadores deben gestionar el riesgo con cuidado y establecer estrategias adecuadas de limitación de pérdidas para evitar reversiones del mercado que podrían provocar pérdidas comerciales.


Cuando su valor está entre 50 y 75 indica una tendencia unilateral muy fuerte en el mercado. Esto significa que el mercado se está moviendo rápidamente en una dirección clara y los operadores pueden operar dentro de este rango para seguir la tendencia. En este punto, los operadores pueden mantener sus posiciones existentes o considerar nuevas oportunidades comerciales para capitalizar la fuerte tendencia del mercado. Sin embargo, sigue siendo importante ser consciente de la volatilidad del mercado y la gestión de riesgos para evitar posibles pérdidas debido a una inversión repentina de la tendencia.


Cuando el valor de ADX está entre 75 y 100, indica que el mercado se encuentra en una tendencia unilateral extremadamente fuerte. Esto significa que el mercado se está moviendo rápidamente en una dirección extremadamente clara y la tendencia es muy fuerte. Los operadores pueden aprovechar esta fuerte tendencia para operar con rendimientos potencialmente más altos. Sin embargo, la volatilidad del mercado puede aumentar durante esta fase y los operadores deben ser cautelosos, prestar mucha atención a los cambios del mercado y ajustar sus estrategias comerciales de manera oportuna. Al mismo tiempo, se debe prestar atención a una gestión adecuada del riesgo para evitar pérdidas debido a posibles cambios de tendencia.


ADX (indicador de convergencia promedio) no solo puede determinar la fuerza de la tendencia del mercado sino también determinar si el precio va en contra de la tendencia en función de sus cambios. Cuando el valor del ADX continúa aumentando, indica que la tendencia del mercado se está volviendo más fuerte. Por el contrario, cuando el valor del ADX comienza a caer, indica que la tendencia anterior está comenzando a debilitarse y el mercado puede estar revirtiendo.


Si el valor de ADX comienza a caer desde una posición más alta y cae por debajo de 25, indica que la tendencia del mercado se está debilitando significativamente, el mercado puede entrar en un mercado de shock y los operadores deben ser cautelosos. Cuando el valor del ADX se recupera desde un mínimo (por debajo de 25) y sube por encima de 25, puede indicar que está a punto de formarse una nueva tendencia unilateral. Esta es una oportunidad comercial potencial y los operadores pueden adoptar una estrategia comercial basada en la tendencia del mercado.


Este tipo de análisis ayuda a los operadores a identificar posibles cambios de tendencia en el mercado para que puedan adoptar una estrategia en consecuencia. Además, la combinación de movimientos de indicadores positivos (DI+) y negativos (DI-) mientras se determina el cambio de ADX puede ayudar mejor a los operadores a identificar si se está produciendo una reversión del mercado o no y determinar aún más las decisiones comerciales.


DMI es un indicador técnico útil que puede ayudar a los inversores a tomar decisiones de compra y venta. Al dominar las habilidades de aplicación de los indicadores DMI, los operadores pueden determinar mejor la dirección y la fuerza de la tendencia del mercado para desarrollar una estrategia de compra más eficaz para mejorar la tasa de éxito de las operaciones. Al aplicar DMI, es importante prestar atención a las tendencias y fluctuaciones del mercado para garantizar la precisión de las decisiones.

Consejos y trucos del indicador DMI
Consejos y trucos Descripción Role
DI positivo alto, bajista DI positivo por encima de DI negativo indica una tendencia alcista. Considere ir mucho tiempo.
DI negativo: fuerte, bajista Un DI negativo por encima de un DI positivo indica una tendencia bajista. Considere quedarse corto.
ADX se encuentra en una tendencia alta y fuerte. ADX superior a 25 muestra una fuerte tendencia. El precio puede seguir la tendencia.
Cruce, cambio de rumbo El cruce DI puede indicar un cambio de tendencia. Identificar la tendencia. la tendencia..
ADX bajo, oscilador ADX por debajo de 20 sugiere un mercado lateral. Evite operar en exceso.
Vista combinada, más estable Con otros indicadores, mejora la precisión de la señal. Mejore la precisión de la estrategia comercial.

Descargo de responsabilidad: Este material tiene fines de información general únicamente y no pretende (ni debe considerarse) asesoramiento financiero, de inversión ni de otro tipo en el que se deba confiar. Ninguna opinión dada en el material constituye una recomendación por parte de EBC o del autor de que una inversión, valor, transacción o estrategia de inversión en particular sea adecuada para una persona específica.

Análisis de acciones y conocimientos de inversión de Meta

Análisis de acciones y conocimientos de inversión de Meta

Las sólidas finanzas y la diversidad de negocios de Meta hacen que sus acciones sean atractivas para los inversores a largo plazo, a pesar de la competencia y los cambios del mercado.

2024-06-14
Paridad del poder adquisitivo: conceptos básicos de la teoría y aplicaciones

Paridad del poder adquisitivo: conceptos básicos de la teoría y aplicaciones

La teoría de la paridad del poder adquisitivo utiliza una evaluación del tipo de cambio basada en los precios, pero puede fallar debido a los costos y las políticas. Comprenda sus limitaciones en el mercado de divisas.

2024-06-14
Causas, efectos y respuestas a la estanflación

Causas, efectos y respuestas a la estanflación

La estanflación es la inflación causada por la escasez de oferta y la caída de la demanda, lo que provoca desaceleraciones económicas y aumentos de precios, y se aborda mediante la política monetaria.

2024-06-14