¿Qué es exactamente un déficit comercial?

2024-02-16
Resumen:

El déficit comercial se produce cuando las importaciones superan a las exportaciones, lo que lleva a la devaluación de la moneda, la inestabilidad económica y la competencia industrial. La brecha entre Estados Unidos genera tensiones entre China y Estados Unidos, lo que pone de relieve el desequilibrio económico global.

En los últimos años, la cooperación económica y comercial entre países no sólo ha logrado una situación beneficiosa para todos, sino que también ha desempeñado un papel indispensable en el proceso de globalización económica. Sin embargo, recientemente, el déficit se ha convertido en un término recurrente y ha agitado los vientos y las nubes internacionales. Como la economía más grande del mundo, Estados Unidos ha mantenido un déficit comercial durante décadas. Y el resultante ciclo económico internacional, sino también un profundo impacto en el patrón económico mundial. Entonces, ¿cuál es el déficit comercial?

trade deficit ¿Cuál es el significado de déficit comercial?

También se llama al dinero; es decir, en un determinado período de comercio exterior, las importaciones del país extranjero son mayores que sus exportaciones. Específicamente, un déficit comercial ocurre cuando el valor total de los bienes y servicios extranjeros comprados por un país es mayor que el valor total de los bienes y servicios vendidos a otros países.


Pongamos un ejemplo sencillo: hay un país llamado Rice Country que es rico en arroz. Otro país se llama país vegetal, que produce hortalizas. Un mes, el país arrocero exportó 10.000 dólares de arroz al país vegetal pero importó 20.000 dólares de hortalizas del país vegetal. Con un simple cálculo se puede decir que la balanza comercial del país arrocero tiene un déficit de 10.000 dólares.


Al igual que en los negocios, una vez que recompras más de lo que vendes, naturalmente estás perdiendo dinero. Así que no es algo bueno porque un déficit crónico conduce a una salida constante de riqueza del país, lo que afecta el desarrollo a largo plazo de la salud económica de un país.


Generalmente significa que un país tiene una mayor demanda externa y necesita importar más bienes y servicios de otros países. Esto puede deberse a que la producción nacional no puede satisfacer la demanda o a que los precios de los productos extranjeros son más competitivos, lo que desencadena una mayor demanda de bienes y servicios importados.


Algunos países pueden ofrecer bienes y servicios más competitivos debido a los bajos costos de producción y, por lo tanto, otros países pueden preferir importar de esos países. Esto puede conducir a un aumento de las importaciones y a la creación de un déficit comercial. Esto puede aumentar la sensibilidad del país a las fluctuaciones en los mercados internacionales, ya que el déficit hace que el país sea más dependiente de los suministros externos, ya que necesita comprar más a otros países.


Los cambios en los tipos de cambio pueden afectar el comercio internacional cuando la moneda de un país se aprecia. Entonces puede hacer que los bienes exportados dejen de ser competitivos en el mercado internacional, generando un déficit como resultado de la reducción de las exportaciones. Al mismo tiempo, un déficit comercial a largo plazo puede provocar una depreciación de la moneda nacional. Esto se debe al hecho de que para comprar más bienes extranjeros se requiere más moneda extranjera, lo que conduce a una depreciación relativa de la moneda nacional.


La volatilidad y la incertidumbre en la economía global también pueden afectar los superávits y déficits comerciales. En épocas de crecimiento económico más fuerte, la demanda de importaciones puede aumentar, generando un déficit. Para compensarlo, es posible que el país necesite atraer inversión extranjera o pedir prestado. Esto puede conducir a un aumento de los flujos de capital internacional, afectando el nivel de deuda y la estabilidad financiera del país.


Puede tener un impacto en el empleo interno y la estructura industrial. Debido a que más bienes y servicios provienen del extranjero, esto puede ejercer presión competitiva sobre las industrias nacionales. Si las industrias nacionales no pueden competir, esto puede conducir a una disminución del empleo nacional y afectar la manufactura nacional y otras industrias.


El déficit también refleja un desequilibrio en la balanza de pagos, que afecta la situación económica del país y el tipo de cambio. Debido a que el país necesita pagar más dinero fuera del país, significa que gasta más dinero en comercio internacional, lo que puede conducir a una disminución de las reservas de divisas y un aumento de la deuda internacional.


Las diferencias en el nivel de inversión y ahorro de un país también pueden afectar las condiciones comerciales. Si un país tiene un bajo nivel de ahorro y una alta demanda de inversión, esto puede llevar a una dependencia de las importaciones para satisfacer la demanda, creando un déficit. En algunos casos, puede verse como una señal de desequilibrios económicos que requieren un ajuste de las medidas políticas. Por ejemplo, algunos países pueden restringir las importaciones adoptando políticas proteccionistas para reducir el déficit.


En general, el déficit comercial es un fenómeno complejo que implica la interacción de varios factores. La dinámica y la complejidad del comercio internacional son tales que las causas de los déficits pueden variar en diferentes períodos y contextos, y las consecuencias finales no son las mismas.

¿Qué significa tener un déficit de comercio exterior?
Trascendencia Impacto
Déficit de comercio exterior Las importaciones son mayores que las exportaciones, lo que crea un déficit comercial.
Caída del tipo de cambio Los déficits pueden provocar una devaluación de la moneda nacional.
Empleo Los déficits pueden generar presión competitiva sobre las industrias.

¿Qué significa un déficit comercial?

Cuando un país gasta más en sus importaciones de bienes y servicios de lo que gana en sus exportaciones en el comercio internacional, da como resultado una cuenta comercial negativa. En términos simples, esto significa que el país compra más bienes y servicios en sus relaciones económicas con otros países que el valor de los bienes y servicios que les vende. Esto puede tener una serie de implicaciones económicas, monetarias y políticas.


Puede tener un impacto en el tipo de cambio de la moneda del país y puede conducir a la devaluación de la moneda. Es entonces cuando el país necesita pagar más en moneda extranjera, ya que las importaciones superan a las exportaciones, lo que puede provocar una disminución de las reservas de divisas. Significa que el país necesita pedir dinero prestado a otros países para compensar la diferencia de pago, lo que lleva a un aumento de la deuda internacional. Si esta situación persiste, puede generar problemas de deuda.


Un déficit prolongado puede conducir a una depreciación de la moneda del país, lo que luego desencadena problemas de inflación y reducción del poder adquisitivo interno. Esto se debe a que se necesita más moneda nacional para comprar más bienes extranjeros, mientras que relativamente menos exportaciones y una demanda relativamente menor pueden llevar a una depreciación de la moneda para impulsar las exportaciones.


También puede dar lugar a un sesgo de la demanda interna hacia los bienes extranjeros, lo que puede tener un efecto en cadena en las industrias nacionales, especialmente aquellas que compiten directamente con las importaciones. El aumento de las importaciones puede ejercer presiones competitivas sobre las industrias nacionales, provocando dificultades para las empresas nacionales, por ejemplo, al hacer que disminuyan el empleo y las ganancias en las industrias nacionales.


El declive de estas industrias, a su vez, puede tener un impacto negativo en el empleo. Debido a que más bienes y servicios provienen del exterior, esto puede reducir las oportunidades de empleo interno. Al mismo tiempo, una disminución de la competitividad de las industrias nacionales puede provocar desempleo para los trabajadores nacionales. Esto, a su vez, puede conducir a un aumento del desempleo, lo que puede incrementar las presiones sociales y políticas.


También suele estar asociado con una reducción de la fabricación nacional, ya que grandes cantidades de producción pueden trasladarse a países con costos de producción más bajos. Esto puede debilitar la base industrial nacional. Y puede provocar controversia política y conducir a un aumento del proteccionismo comercial, como la imposición de aranceles u otras restricciones comerciales para proteger las industrias nacionales, como los aranceles impuestos por Estados Unidos a China.


Los déficits comerciales crónicos pueden ejercer presión sobre la moneda nacional en los mercados internacionales de divisas, y es posible que se necesiten medidas para estabilizar el tipo de cambio. Al mismo tiempo, para cubrir el déficit comercial, aumentará la deuda externa del país. A su vez, la necesidad del país de realizar pagos de intereses y principal de la deuda puede tener un impacto en la posición fiscal del país.


Es importante señalar que el déficit en sí no es necesariamente negativo. Dado que el comercio internacional es complejo, muchos factores pueden afectar la posición comercial. En algunos casos, puede ser un reflejo del crecimiento económico y la demanda de los consumidores. Por ejemplo, puede reflejar la demanda de capital e inversión extranjera de un país, lo que puede ayudar a impulsar el crecimiento económico interno. La inversión extranjera puede aportar nueva tecnología, experiencia de gestión y empleos.


Y el déficit también genera importaciones de bienes baratos, lo que puede reducir el nivel de precios internos a favor de los consumidores. Y ayuda a controlar la inflación y mantener los precios relativamente estables. Mientras tanto, el déficit permite a los consumidores internos disfrutar de bienes y servicios más diversificados de otros países. Esto enriquece las opciones de mercado y mejora la calidad de vida de los consumidores.


En algunos casos, un déficit comercial puede generar bienestar del consumidor y crecimiento económico, pero en otros casos, puede generar problemas de empleo e inestabilidad económica. Y los déficits crónicos o excesivos son motivo de preocupación y pueden requerir que las políticas gubernamentales se ajusten, una situación que es particularmente evidente en Estados Unidos.

U.S. Trade Deficit Déficit comercial de EE.UU.

El déficit comercial de Estados Unidos tiene una larga historia y ha sido una característica destacada de la historia económica de Estados Unidos, arraigada en múltiples períodos históricos y contextos económicos globales. Desde el final de la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos, el único país importante en ese momento que no resultó dañado por la guerra, ha emergido rápidamente como líder de la economía global. Sin embargo, esta posición de liderazgo también dio forma a los déficits comerciales crónicos de Estados Unidos.


En los primeros años de la posguerra, otros países cuyas economías fueron gravemente devastadas por la guerra tuvieron que depender de las importaciones de Estados Unidos, lo que permitió a este país disfrutar de un superávit comercial. Durante la Guerra Fría, Estados Unidos apoyó la reconstrucción económica de los países de Europa occidental de la posguerra a través del Plan Marshall, que proporcionó asistencia a gran escala a estos países. Sin embargo, con el estallido de las guerras de Corea y Vietnam, Estados Unidos estacionó tropas en el extranjero e hizo grandes compras, lo que, junto con el despegue económico de Europa y Japón bajo la protección militar estadounidense, condujo a un fuerte aumento del superávit comercial estadounidense.


En 1976, el comercio estadounidense pasó de superávit a déficit y la relación entre déficit y PIB aumentó gradualmente, hasta el 6% o más. El déficit comercial petrolero se convirtió en la principal fuente del déficit comercial estadounidense y alguna vez representó una proporción considerable del déficit comercial total de Estados Unidos. Además, el consumo interno excesivo y el ahorro insuficiente, así como los cambios en la estructura industrial, se han convertido en las causas estructurales del déficit.


El problema del ahorro interno insuficiente se manifestó en el fenómeno de larga data de alto consumo y bajo ahorro en los Estados Unidos, que condujo a importaciones excesivas. Incluso después de la crisis financiera internacional de 2008, esta tendencia a la baja no se ha revertido y la tasa de ahorro negativa en el sector gubernamental se ha expandido aún más. El aumento resultante del macroapalancamiento ha sido particularmente evidente en los sectores corporativo y gubernamental no financiero.


La hegemonía internacional del dólar otorga a Estados Unidos un papel especial en el sistema económico global. El dólar es la moneda internacional más importante del mundo, con una proporción significativa de las transacciones globales de divisas, las reservas de divisas de los bancos centrales y los pagos de transacciones globales. Sin embargo, esto ha llevado al dilema de Triffin, según el cual Estados Unidos necesita mantener un déficit para exportar el dólar. Pero esto podría dañar la credibilidad del dólar y fue responsable de la crisis del dólar de los años 1960.


El déficit comercial de Estados Unidos existe a nivel mundial, como se muestra en el gráfico anterior, donde el rojo indica los países con los que Estados Unidos tiene un déficit comercial y el verde indica los países con los que Estados Unidos tiene un superávit comercial. Como puede verse, Estados Unidos tiene el mayor déficit comercial con China y el mayor superávit comercial con Hong Kong.


En este caso, Estados Unidos quiere reducir el déficit y la guerra comercial resultante entre China y Estados Unidos ha sido ampliamente publicitada en todo el mundo. Desde 2001, China ha introducido grandes cantidades de inversión extranjera y ha atraído a empresas internacionales para que instalen fábricas dentro de sus fronteras, creando un patrón global con China como centro de producción y Estados Unidos como centro de mercado.


Esto ha provocado un cambio en la balanza comercial. Por ejemplo, después de que Japón y Taiwán invirtieron y establecieron fábricas en el continente, las exportaciones de bienes intermedios y de capital de China al continente se convirtieron gradualmente en la fuente de exportaciones a Estados Unidos. Desde entonces, el déficit comercial entre Estados Unidos y China ha representado una proporción cada vez mayor del déficit total de Estados Unidos, pasando del 26,6 por ciento de 2002 a 2008 al 44,8 por ciento de 2009 a 2018 en la era posterior a la crisis.


Los estrictos controles de exportación impuestos por Estados Unidos al comercio con China son una de las principales razones del desequilibrio comercial bilateral. Se ha prestado especial atención al comercio de productos de alta tecnología y bienes de recursos escasos. Si se relaja el grado de los controles estadounidenses sobre las exportaciones de China, el déficit podría reducirse. En general, el desequilibrio comercial entre Estados Unidos y China se ve afectado tanto por la estructura económica como por la distribución industrial, así como por una combinación de factores como la política y la metodología estadística.


Sin embargo, China y Estados Unidos no han podido llegar a un acuerdo de cooperación sobre este tema y han surgido disputas comerciales al respecto. Una de las principales medidas fue la imposición de aranceles, que no solo desafió los sistemas económicos de China y Estados Unidos sino que también desencadenó el realineamiento de las cadenas de suministro y un aumento de la incertidumbre comercial global a escala global.


Por lo tanto, es importante señalar que el problema de los desequilibrios comerciales internacionales no es problema exclusivo de Estados Unidos. En el contexto de la globalización, los países son interdependientes: los países deficitarios necesitan ahorrar su superávit y Estados Unidos necesita mantener su déficit para preservar su propia economía. Después de la crisis financiera de 2008, los mercados emergentes y los países en desarrollo comenzaron a fortalecer sus propios sistemas económicos, creando un nuevo patrón de desequilibrios económicos globales.


Aunque es necesario reequilibrar el sistema económico internacional en el contexto de los desequilibrios económicos globales, el problema del déficit comercial de Estados Unidos todavía existe. Su relación con el PIB sigue siendo alta, lo que indica que la cuestión comercial se ha integrado profundamente en la estructura económica de Estados Unidos. Cómo resolver este problema requiere los esfuerzos conjuntos de la comunidad internacional para realizar ajustes económicos globales con el fin de lograr un desarrollo económico global más equilibrado y sostenible.

Comercio China-Estados Unidos 2023
Mes Exportaciones Importaciones Balance
23 de enero 13092.6 38252.9 -25160.3
23 de febrero 11618.6 30620.6 -19002
mar-23 14181.1 30789.7 -16608.6
23-abr 12794.4 33077.3 -20283
23 de mayo 10679.2 35890.6 -25211.5
jun-23 10223.1 34334.1 -24111.1
23-jul 10659.5 36099.5 -25440
Ago-23 10765.3 36724.7 -25959.4
23 de septiembre 11834.6 40282 -28447.4
23 de octubre 16046.5 41570.7 -25524.2
23-nov 13903.9 35494.9 -21591.1
TOTAL 2023 135798.7 393137.1 -257338.4

Descargo de responsabilidad: Este material tiene fines de información general únicamente y no pretende (ni debe considerarse) asesoramiento financiero, de inversión ni de otro tipo en el que se deba confiar. Ninguna opinión dada en el material constituye una recomendación por parte de EBC o del autor de que una inversión, valor, transacción o estrategia de inversión en particular sea adecuada para una persona específica.

Análisis de acciones y capitalización de mercado de Berkshire Hathaway

Análisis de acciones y capitalización de mercado de Berkshire Hathaway

Se confía en Berkshire Hathaway, con sus diversas inversiones, su sólida gestión y su máxima capitalización de mercado mundial, por el espíritu de valor de Buffett y Munger.

2024-06-21
Análisis de profundidad del mercado y su aplicación.

Análisis de profundidad del mercado y su aplicación.

La profundidad del mercado muestra las cantidades y los precios de los pedidos, lo que ofrece información sobre la dinámica del mercado, ayuda a las decisiones comerciales, la reducción de costos y la gestión de riesgos.

2024-06-21
El concepto de liquidez bancaria y evaluación de riesgos.

El concepto de liquidez bancaria y evaluación de riesgos.

La liquidez bancaria es la capacidad de movilizar activos para hacer frente a los retiros y pagos de los clientes, según lo evaluado por métricas como la cobertura y los índices de efectivo. ​

2024-06-21